Charlando con J. Ryan Stradal

576000015-accion-de-gracias-por-la-cosecha-nochevieja-vino-tinto-copa-de-vino

¡Hola lectores! Estamos a punto de comenzar las vacaciones y seguimos apostando por las mejores lecturas para que no falte un libro en vuestra maleta. En su momento os hablamos de El festín de la vida, una apuesta literaria premiada por los libreros independientes de Estados Unidos que haría las delicias de todo aquel que disfrutara cocinando, comiendo, leyendo o todo a la vez. Podríamos seguir contándoos todas las cosas buenas que incluye El festín de la vida, pero en esta ocasión, preferimos que os lo cuente el propio autor, J. Ryan Stradal.


El festín de la vida es una carta de amor al Medio Oeste”

Entrevista por Sara Fernández

Si hay algo de tu novela que capta la atención del lector es su estructura: ocho capítulos, ocho narradores… ¿Por qué decidiste organizarlo de este modo?
La simetría me atrajo, especialmente habiendo planeado empezar y acabar la novela con capítulos desde los puntos de vista del padre y la madre de Eva respectivamente. Vincular cada capítulo a un plato y un personaje para recuperar ambos en el capítulo final, y hacerlo a través de ocho puntos de vista diferentes, no me pareció demasiado para que el lector mantuviera la pista, particularmente porque la mayoría fueron introducidos antes de tomar las riendas de la narración.

Eva Thorvald es la protagonista del libro, a pesar de que solo un capítulo se cuenta desde su punto de vista.
Sí, principalmente quería contar su historia desde la perspectiva de las personas que pasan por su vida. Al final, no somos nosotros quienes contamos nuestra propia historia, ¿no? También creo que es más fácil que el lector se crea algo sobre un personaje si se lo cuenta otro, y quería relatar el progreso y ascenso de Eva de una forma creíble y un tanto mágica, lo cual es más fácil si se cuenta desde fuera.

“Eva Thorvald les agradece su asistencia a la cena esta noche.
[…] A través de los ingredientes de esta comida ha estado
contándoles la historia de su vida y ha compartido su corazón.
Y ahora, por favor, sigan comiendo y bebiendo”

El Medio Oeste es una región un tanto desconocida para el lector medio en España, pero la has vendido estupendamente. El hecho de que hayas crecido allí ayuda a dar más realismo a todas las situaciones, paisajes y comidas. Ahora vives en la costa Oeste¿Es El festín de la vida un homenaje personal?
Por supuesto. El festín de la vida es una carta de amor al Medio Oeste, y aunque es una descripción que incluye todos los defectos de la región y su gente, creo que la hago con cariño. El Medio Oeste y su gente me hicieron lo que soy hoy, y lo (y los) echo mucho de menos. Escribir este libro me ha hecho sentirme un poco más cerca de casa, especialmente de la gente a la que quería y que ya no está.

descarga
El autor J. Ryan Stradal | © Anna Pasquarella

El festín de la vida es tu primera novela y ha recibido varios premios durante último año (premio Indies Choice al Libro del Año, premio de los libreros del Medio Oeste, Mejor Libro de Ficción de la Asociación de Libreros Independientes de California…). ¿Qué se siente? ¿Esperabas que tu libro tuviera tanto éxito?
No, no me esperaba nada de esto. Aún no he sido capaz de asimilarlo. Como mucho, esperaba que El festín de la vida fuese un libro que, con un poco de suerte, encontrase algunos lectores devotos. Siendo sincero, solo conseguir que tu libro vea la luz es tanto un milagro como un privilegio, y con todas las grandes novelas que hay por ahí, me siento increíblemente honrado cuando alguien escoge pasar unas cuantas horas de su vida con la mía. Realmente no puedo pedir más.

¿Fue una novela muy planificada o simplemente se te ocurrió la idea y empezaste a escribir? ¿Hay algo que cambiarías de la novela?
Nunca hago esquemas ni bocetos, pero sabía cuál sería el final antes de empezar a escribir. Empecé a escribir muy, muy lejos de ese final, así que sabía que con un poco de suerte habría un espacio en blanco del tamaño de una novela. El festín de la vida fue el resultado, lo mejor que pude hacer entonces, con todos los cambios necesarios. Creo que a veces hay demasiadas palabrotas, así que, si pudiera cambiar algo, probablemente haría que algunos personajes dijeran menos tacos.

Con todas las grandes novelas que hay por ahí, me siento increíblemente honrado cuando alguien escoge pasar unas cuantas horas de su vida con la mía.

Analicemos un poco tus personajes. Antes de nada tengo que preguntarlo: ¿eres fan de Hitchcock o Lars Thorvald es solo una coincidencia? El hecho de que el padre de Eva y el antagonista de La ventana indiscreta compartan nombre y apellido me llamó la atención.
¡Muy poca gente se ha dado cuenta! Así que enhorabuena. Vi La ventana indiscreta muchas veces cuando era niño porque era una de las pocas películas que teníamos en casa grabadas de la tele. Dicho esto, creo que fue cosa de mi subconsciente: no fue algo intencionado, pero alguien lo señaló cuando el libro estaba aún en galeradas, y aunque en esa fase aún podría haber cambiado el nombre, preferí dejarlo. Me gusta haber homenajeado una de mis películas favoritas de niño, incluso a pesar de que los dos Lars Thorvald sean tan, tan diferentes.

Estas cenas pop-up son bastante caras (¡especialmente las de Eva!), pero en varias ocasiones enfatizas que la ropa de Eva es muy sencilla. ¿Es una forma de demostrar que mantuvo los pies en la tierra a pesar de todo el dinero que ganó?
Supongo, pero también quería reflejar sus prioridades, en general. A Eva no le importaba mucho que se conociera su éxito; solo quería seguir expandiendo y explorando su talento, y las formas superficiales de mostrarlo en público no eran una prioridad para ella. Para mí, es un genio, y los genios normalmente no destacan por su gusto para la moda.

Eva es uno de esos personajes cuyas virtudes son más fáciles de apreciar cuando se enfrenta a alguien como Octavia. De las “personas” que has creado, ¿quién te gusta más y quién menos? ¿Por qué?
¡Esa es una buenísima pregunta! Me gustan todos pero, lógicamente, hay algunos con los que preferiría compartir una comida, por ejemplo; me gusta explicarlo así. Pat Prager y Lars Thorvald son probablemente mis favoritos, pero no hay ninguno que me caiga especialmente mal. Por todos sus defectos, Octavia fue un personaje extraordinariamente fácil de escribir, así que claramente me identifico con ella.

Diría que la comida es también un personaje importante en tu novela… Incluso me atrevería a decir que las barritas de mantequilla de cacahuete de Pat Prager son mi personaje favorito. ¿Esta clase de concursos son algo habitual en el Medio Oeste?
Sí, desde luego, a todos los niveles. Sin embargo, es posible que la Feria Estatal de Minnesota cuente cada año con las participaciones más inusuales e impresionantes.

Captura de pantalla 2017-07-11 10.07.05
Instagram | @jryanstradal

Cuéntanos más sobre las recetas que aparecen en el libro. ¿De dónde salieron? ¿Las has probado todas?
La mayoría están basadas en recetas del libro de cocina de la Iglesia de mi bisabuela, de 1984. Por tanto, algunas tienen errores (que pueden ser intencionados por parte de los autores de las recetas), y son bastante sencillas. Las he probado todas y mi favorita es la cazuela de arroz salvaje con pollo; yo mismo la he cocinado un par de veces.

¿Te gusta cocinar (y tienes tiempo para hacerlo)?
Hablando de cocinar, tengo un talento limitado. Me gusta, pero no tengo una habilidad excepcional. Me considero un usuario final de la comida (risas). Pero me esfuerzo en mejorar; el año pasado renové mi cocina, así que ahora es más divertido.

Captura de pantalla 2017-07-11 10.06.42
Instagram | @jryanstradal

La mayoría de los españoles cuando van al extranjero afirman que no hay mejor comida que la española. También estamos bastante orgullosos de nuestros vinos. ¿Qué sabes de nuestra gastronomía? ¿Crees que alguna especialidad española podría encajar en una de estas cenas para foodies?
Sé algo sobre la gastronomía española, y un poco más sobre los vinos españoles (soy muy fan del tinto, especialmente el Priorato y el Ribera de Duero). Creo que una versión de paella de arroz salvaje con vegetales cultivados en Minnesota encajaría fácilmente en una de las cenas de Octavia.

Una versión de paella de arroz salvaje con vegetales cultivados en Minnesota encajaría fácilmente en una de las cenas de Octavia.

¿Quién es J. Ryan Stradal? Deja que los lectores que te conozcan un poco. ¿Qué hacías antes de escribir El festín de la vida?
Solo soy un chico de Minnesota con mucha imaginación que tuvo un golpe de suerte. No escondo ningún misterio (risas). Antes de publicar El festín de la vida, produje programas de televisión no guionizados durante casi quince años (lo último fue Pesca Radical y la franquicia de ¿Quién da más?). Fue una etapa divertida y creativa, pero prefiero ser escritor: es lo que siempre he querido, y trataré de mantenerlo lo máximo posible.

Dices que siempre has querido ser escritor y tratarás de mantenerlo lo máximo posible. ¿Estás trabajando en algo nuevo? Si es así, ¿puedes contarnos algo?
Sí, estoy escribiendo otra novela que tiene lugar en mi estado de origen. Aparecen algunos personajes de El festín de la vida en papeles secundarios, pero es una historia totalmente diferente que gira en torno a tres generaciones de una misma familia en una granja de Minnesota. Aún hay un papel en la historia para la comida local, porque me encanta escribir sobre ello, y dos de los personajes están muy involucrados en la industria local de la cerveza de distintas maneras. Eso es todo lo que puedo decir por ahora.

¿Cuál es el mejor consejo que podrías darle a alguien que está empezando a escribir?
Que tengan paciencia consigo mismos. Van a tener que escribir un montón de cosas que finalmente no aparecerán en la novela, pero es algo normal, tomo forma parte del proceso para dar con las que sí lo harán.

¿Por qué El festín de la vida es lo siguiente que los lectores deberían elegir?
El festín de la vida es el libro que yo necesitaba ver en el mundo, es un libro que a mí me hubiera gustado comprar, y he volcado en él mi corazón y mi amor hacia la familia y los amigos en esta novela. El mejor año de mi vida fue el que pasé escribiendo el primer manuscrito de este libro y espero que algo de ese entusiasmo se contagie a los lectores. También hay un montón de comida, así que si te gusta comer, cocinar y hablar de comida, es posible que lo disfrutes.


portada EL FESTIN DE LA VIDA

El festín de la vida

¿Quién es Eva Thorvald? Para su padre, un cocinero que la saca adelante solo, una pequeña catadora de platos con un gusto exquisito y el amor de su vida. Para los participantes del concurso de chiles picantes del estado de Illinois, una lengua a prueba de fuego. Para los remilgados clubs de gourmets, una amenaza. A medida que se hace mayor, su paladar se vuelve más refinado y su talento la lleva a convertirse en una de las mejores chefs del mundo. Pero ¿cómo una niña desgarbada que cultivaba chiles picantes en su armario ha llegado tan lejos? Su historia no sería la misma sin la intervención de todos los personajes que han pasado por su vida, ni la de ellos podría contarse igual si ella no se hubiera cruzado en las suyas.
Una novela que habla de aquello que nos une: los lazos familiares, de amistad, de amor, los aromas y sabores de nuestros platos favoritos; de los grados de separación que nos mantienen a distancia unos de otros y de lo fácilmente salvables que son cuando surge una pasión común.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>