Hoy presentamos… La última pintura de Sara de Vos

cab - Sara de Vos

¡Hola lectores! Redoble de tambores para la novedad que os presentamos hoy. La última novedad de este año 2017: nuestro libro del año. Hoy presentamos una novela de misterio, historia y arte; una novela sobre un misterioso cuadro de una artista del siglo XVII que enlaza tres vidas, tres siglos y tres continentes. Hoy presentamos…

La última pintura de Sara de Vos

libros_portada-la-ultima-pintura-de-sara-de-vos-001 (1)
Ámsterdam, 1631. Sara de Vos se convierte en la primera mujer en ser admitida como maestra pintora de la Guilda de San Lucas. Aunque a las mujeres no se les permite pintar paisajes, después de un trágico suceso, la imagen de una niña en un bosque obsesiona a Sara. Desafiando las convenciones de su tiempo, decide pintarla.
Nueva York, 1957. La única obra de Sara de Vos que ha sobrevivido, En el linde de un bosque, pertenece al prestigioso abogado Marty de Groot. Este no puede sospechar que Ellie Shipley, una estudiante australiana de historia del arte, está a punto de realizar una falsificación para un marchante de arte con mala fama.
Sídney, 2000. Ellie es una reconocida historiadora del arte, y está organizando una exposición dedicada a las pintoras del Siglo de Oro holandés. Cuando descubre que los dos cuadros de Sara de Vos, el original y su falsificación, están de camino al museo, la vida que ha logrado forjar con tanto esfuerzo amenaza con desplomarse.

.

«Vista de lejos, es tan hermosa, la prosa es tan clara y vívida, que parece fácil.
Examinándola más de cerca, uno ve la variada gama temática que ha utilizado Dominic Smith.
Es una novela sobre el amor y el anhelo, la autenticidad y las sombras y, lo que es más importante,
sobre la forma en que el arte puede… puede convertir el dolor en profunda belleza.»
—Lauren Groff, autora de En manos de las furias

Puedes empezar a decidir qué te parece leyendo las primeras páginas de la novela en nuestra web.

.

red DSCon La última pintura de Sara de Vos, Dominic Smith ha cosechado un éxito rotundo de ventas, y la crítica ya compara su obra con clásicos como El jilguero, de Donna Tartt, o La joven de la perla, de Tracy Chevalier. 

Dominic Smith creció en Sídney, Australia, y ahora vive en Austin, Texas. La última pintura de Sara de Vos apareció en las listas del New York Times Bestsellers, del New York Times Book Review Editor’s Choice y de Amazon Editors’ Top Pick. Es profesor de narrativa en el Warren Wilson MFA Program y ha dado clases en la Universidad de Texas, en Austin.

«Brillante y hábilmente tramada con una prosa que parece escrita sin esfuerzo.»
Chicago Tribune

 

«Hay, por un lado, la falsificación física, pero también hay una moral»

Entrevista a Dominic Smith para Chicago Tribune

Algunos periodos históricos son como alpiste para los autores contemporáneos de novela histórica. La Inglaterra medieval y victoriana, la conquista del Oeste Americano, las guerras mundiales… Todas estas épocas han sido un campo abonado para la ficción. Más recientemente, el ambiente artístico de los Países Bajos en el siglo XVII, la llamada edad de oro de la pintura neerlandesa, ha aparecido con fuerza en algunas novelas […]. Ahora llega La última pintura de Sara de Vos, del novelista australoamericano Dominic Smith.

P: ¿Cómo llegaste hasta el tema de la novela? Parece que la historia del arte, la restauración y la falsificación de obras de arte son tendencias en la ficción contemporánea, con El Jilguero de Donna Tartt como el ejemplo más reciente.
R: La verdad es que llegué al tema hará unos 15 años, cuando vivía en Amsterdam. Fue la primera vez que experimenté la edad de oro del arte holandés de cerca, y para mí los referentes de lo que era un cuadro eran Vermeer y Rembrandt, y tal vez Frans Hals. Lo que descubrí es que hay un montón de estratos perdidos del barroco holandés que la mayoría de gente desconoce. Se calcula que había 50.000 pintores en activo en la Holanda del siglo XVII, y, entre ellos, unas 25 mujeres que fueron aceptadas en el gremio de San Lucas, el mayor gremio de pintores. Apenas un puñado de cuadros de estas pintoras han llegado a nuestra época, y fue así cómo empecé a dar vueltas a la idea de pintores perdidos del siglo de oro. Desde luego, El Jilguero es una gran novela, igual que La joven de la perla. Pero la mía es una novela muy diferente en el sentido de que realmente trata de esos pintores perdidos de la edad de oro, imaginando la vida de una artista femenina que ingresa en el gremio, y siguiendo la cronología de uno de sus cuadros a través de tres siglos y tres tramas distintos.

P: La novela también reflexiona sobre las posibilidades trascendentales del arte.
R: Sí, y creo que eso en el libro está relacionado con la falsificación. Hay, por un lado, la falsificación física, pero también hay una moral, de la que no quiero hablar mucho para no destripar la historia. Pero los holandeses crearon unas escenas muy intricadas en sus cuadros, y hoy en día podemos contemplarlas y tener la sensación de que esconden un mensaje. Pero raras veces conocemos las circunstancias en las que se pintó un cuadro, ni la cultura en la que se creó. Una de las cosas que quería explorar es cómo una falsificación, en cierto modo, da en la diana del mundo del arte de una forma fascinante, quizá por el modo en que viola la narrativa que se crea alrededor de una obra de arte. Enamorarse de un cuadro y descubrir que es una falsificación es una traición muy personal.

¿Pintora o impostora? ¿Arte o ingenio? ¿Original o copia?

Desvela el misterio de La última pintura de Sara de Vos.

Feliz lectura

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>